Carolina Reyes es parte de la sociedad de «Nación primordial»

Tras una exitosa temporada, este fin de semana llega a su fin el musical Nación primordial, montaje que habla sobre el imperio de los primeros seres unicelulares de la Tierra: las levaduras, y de como sus acciones egoístas de sus principales individuos terminan provocando que su civilización colapse y de paso a la vida pluricelular.

Platicamos con la actriz Carolina Reyes, quien interpreta tanto a Ían como a La Nueva, para que nos relate como ha sido vivir en esta sociedad y lo que le deja este proyecto.

¿De qué trata Nación Primordial?
Es el 3,458,000 a.c., trata sobre la primer sociedad que habitó esta tierra compuesta por organismos unicelulares, que son las levaduras. Esta sociedad se ve amenazada por la falta de recursos, esto los lleva a tomar medidas más estrictas en cuanto al régimen en el que viven, sin saberlo también ponen en peligro a su propia existencia.

Es un musical muy divertido, es como el primo de Urinetown, la música tomó un rumbo un poco de rock y está muy padre, muy divertida.

Haces un doble personaje en Nación Primordial.
Me toca hacer a Ían, La dulce que es una chica a la que empezando la obra el primer ser eliminado de esta sociedad es su padre, eso la impulsa a tratar de ver porque funcionan las cosas en su sociedad de la forma en la que han funcionado, la hace cuestionar todo lo que ha creído, gracias a la ayuda del Segundo más viejo encuentra una forma alternativa para sobrevivir que es el lodo, piensan que de esta forma van cambiar su forma de vivir, forma de ser, sus creencias y al final eso los lleva hacia la destrucción, hasta que encuentran una nueva forma de adaptarse.

Y La nueva llega como un bebé, completamente inocente, con ojos completamente limpios. Por lo mismo de la sociedad va aprendiendo, termina tomando el camino de la destrucción.

En este musical se valora más al actor al no tener grandes elementos de escenografía.
Miguel Septién, director del musical, nos comentó cuando comenzamos los ensayos que está basado en los espacios vacíos, se enfoca más en el actor y se me hace muy divertido. Es una obra que es muy pesado, recae mucho sobre el ensamble, al tener el espacio en la forma que lo tenemos, al poder jugar con las bancas que es lo que tenemos para jugar con el escenario, nos da la oportunidad de crear las imágenes que ha creado Miguel, te da la sensación que estas viendo una sociedad.

Es muy curioso porque si lo ves de cierto ángulo, en las butacas traseras, puedes entender el lenguaje que también Miguel Septién creó junto a la compañía de como se comunican las levaduras.

¿Cuál es el esfuerzo físico que implica Nación Primordial?
Yo admiro mucho a mis compañeros del ensamble porque están en el escenario todo el tiempo, son los que mueven todo, los admiro mucho porque si es muy físico, es muy demandante, el espíritu en voz y mente pero también creo que le da la fuerza que tiene esta obra, al ser una obra inspirada en las tragedias Shakespeare creo que refiere esa fuerza que nos pide físicamente que aunque es cansado se agradece.